A poco más de 10 meses de que la lista encabezada por Jorge Amor Ameal derrotara por amplia ventaja al entonces oficialismo liderado por Daniel "Tano" Angelici, el amigo y "armador judicial" de Macri, parte del Consejo del Fútbol de la actual gestión xeneize, que lidera Juan Román Riquelme, denunció que la dirigencia macrista desapareció USD 85 millones que debían estar en las arcas de la institución.

En una charla que brindó parte del Consejo de Fútbol xeneize a TNT Sports, Jorge Bermúdez, segundo de Riquelme al mandato de ese espacio, fue contundente respecto de las condiciones en las que se encontraron el club, muy distintas a las que describía el macrista Angelici.

"Desde acá se ven cosas que desde afuera no se notan y que el hincha lo tiene que saber. El último año antes de las elecciones Boca había vendido casi por 90 millones de dólares y al llegar nos encontramos con 5 en la caja", disparó el ex marcador central.

Luego, dio precisiones de las ventas de jugadores que debíeron haber dejado esos recursos: "La labor del dirigente es armar de la mejor manera el equipo, está claro. Pero la realidad nosotros la vemos desde adentro. Balerdi, Magallán, Nandez, Benedetto y Barrios... al llegar esos jugadores ya no estaban en el equipo, pero tampoco estaba el dinero. Sin embargo, sí estaban las deudas por pagar los pases de Salvio o Villa, por ejemplo. A veces se cree desde afuera que solo se trata de ganar un partido o no, pero nuestra tarea es más profunda que eso".

Raúl Cascini, otro de los integrantes del Consejo, agregó: "En agosto pasado figuraba que debíamos cobrar casi 17 millones de dólares de ventas por distintos futbolistas que se adelantó el pago a diciembre. Las cuotas de Salvio y Villa, de casi 5 millones, ahora se deben afrontar. Estamos enfocados en eso".

Detalló que en la dirigencia anterior "no han pagado ni la cuota de Salvio ni la de Villa", ya que la administración actual se encontró "con una deuda de casi 5 millones de dólares de ´Toto`, cosa que podrían haberlo pagado por como se vendió". Y sentenció: "Es raro. El hincha tiene que saber estas cosas".

Fuente: Política Argentina