La polémica que despertó el viaje de Susana Giménez a Punta del Este donde pasará el resto de la cuarentena en un quinta "La Mary", el conductor Roberto Funes Ugarte - conocido como "Robertito" - realizó una defensa de la diva de los teléfonos que despertó la reacción de su compañera Luciana Rubinska y la periodista Alejandra Quevedo. 

 "No tiene nada de ilegalidad, ella pidió permiso", justificó Robertito. "La gente la cuestiona, pero Susana tiene derecho a irse donde se le da la gana", agregó. "¿La critican por el acto?, no. La critican por sus dichos", sentenció. 

En respuesta, su compañera señaló como "muy peligroso" que Susana Giménez "diga mentiras", cuando consultada por su salida del país en plena cuarentena, señaló "que los presos están libres y que ella tiene que estar encerrada". 

"Es una opinión personal", contestó Ugarte, interrumpiendo a su compañera, lo que levantó el tono del debate.